Interfirió con el metabolismo del colesterol | 06 DIC 23

Un nuevo síndrome asociado con la exposición prenatal al fentanilo

Comparten rasgos: baja estatura, microcefalia, rasgos faciales distintivos y anomalías congénitas
Autor/a: Erin Wadman, Erica Fernandes, Candace Muss, Nina Powell-Hamilton, Monica H. Wojcik, et al. Fuente: Genetics in Medicine Open, https://doi.org/10.1016/j.gimo.2023.100834 A novel syndrome associated with prenatal fentanyl exposure

Los médicos informan que están observando lo que creen que es un nuevo síndrome en los bebés que están expuestos al fentanilo mientras están en el útero.

Introducción

La identificación de un patrón recurrente de anomalías congénitas puede dar como resultado la delimitación de un síndrome nuevo. La definición de síndrome incluye una causalidad compartida entre los individuos afectados. El análisis del exoma y del genoma permite la identificación eficaz de variantes genéticas compartidas. La delimitación del nuevo síndrome ahora a menudo consiste en revisar individuos determinados en función de sus variantes genéticas compartidas. Por el contrario, las embriopatías, como el síndrome congénito del Zika descrito recientemente y el síndrome alcohólico fetal (SAF) más común o el trastorno del espectro alcohólico fetal, no tienen causas de un solo gen.

Aquí, informamos sobre una cohorte de pacientes, cuyos hallazgos físicos y anomalías bioquímicas en el período neonatal sugirieron un diagnóstico de síndrome de Smith-Lemli-Opitz (SLOS), un síndrome de anomalías congénitas múltiples causado por variantes bialélicas de DHCR7 que afectan metabolismo del colesterol. Los individuos no tenían variantes patogénicas compatibles con SLOS y no compartían otras anomalías genéticas. Por el contrario, todos nacieron después de un embarazo complicado por la exposición al fentanilo sin receta, lo que sugiere que el fentanilo es un posible teratógeno compartido.

Resumen

Se sospechó de un nuevo síndrome en personas que compartían baja estatura, microcefalia, rasgos faciales distintivos y anomalías congénitas. Inscribimos a 6 pacientes en un estudio aprobado por una junta de revisión institucional y evaluamos el historial médico, los hallazgos, las fotografías faciales y los resultados de las pruebas en esta cohorte original. Médicos de instituciones externas aportaron cuatro casos adicionales con hallazgos similares, lo que eleva el número de casos notificados a 10 y respalda la existencia de este nuevo síndrome.

Las seis personas inscritas en el estudio aprobado por la junta de revisión institucional compartían microcefalia, baja estatura y rasgos faciales distintivos. Las malformaciones congénitas incluyeron paladar hendido, talipes equinovaro o pie en mecedora y cordee o hipospadias. Había pulgares cortos y anchos, pliegue palmar único y sindactilia leve de 2,3 dedos. Se observó hipoplasia del cuerpo calloso en 3 de 5 con una evaluación adecuada. Su crecimiento y sus hallazgos físicos sugerían el síndrome de Smith-Lemli-Opitz. Los estudios bioquímicos poco después del parto indicaron anomalías en la vía del metabolismo del colesterol que posteriormente se resolvieron. No se identificó ninguna causa genómica o genética compartida. Todos los individuos nacieron después de un embarazo complicado por la exposición prenatal a opioides de venta libre, en particular fentanilo, lo que sugiere que el fentanilo es un teratógeno.

La exposición prenatal al fentanilo posiblemente interfirió con el metabolismo del colesterol, dando lugar a hallazgos parecidos al síndrome de Smith-Lemli-Opitz. Este nuevo síndrome es clínicamente reconocible. Cuatro casos adicionales contribuyeron con hallazgos clínicamente similares, lo que aumentó el número de casos a 10 y respalda un nuevo síndrome asociado con la exposición prenatal al fentanilo. La evaluación de los criterios de Shepard y Bradford Hill podría ser consistente con el fentanilo como teratógeno, aunque se necesita precaución antes de asignar causalidad y es necesaria la replicación de datos.


Figura
: Fotografías faciales de los individuos 1-6 (AF) tal como se utilizan en el análisis GestaltMatcher. Debajo de cada imagen hay una vista facial lateral, una foto de una mano y un pie del individuo respectivo. 


Comentarios

Todos los bebés tienen paladar hendido y cabezas inusualmente pequeñas, y todos nacieron de madres que dijeron que habían consumido fentanilo y otras drogas durante el embarazo.

Seis bebés fueron identificados por primera vez en Nemours Children's Health en Wilmington, Delaware, dos en California, uno en Massachusetts y uno en Rhode Island. Erin Wadman , consejera genética de Nemours, y sus colegas informaron recientemente sobre los bebés en la revista Genetics in Medicine Open.

El descubrimiento de un síndrome posiblemente novedoso se produjo en agosto de 2022, cuando Wadman consultó sobre el caso de un bebé que había nacido con defectos de nacimiento.

"Estaba sentado allí en la cita y pensé que esta cara me resultaba tan familiar. Esta historia suena tan familiar. Y estaba pensando en cómo este paciente me recordaba tanto a un paciente que había visto a principios de año y luego otros pacientes que había atendido", dijo Wadman a NBC News . "Fue entonces cuando pensamos que podríamos habernos topado con algo realmente grande aquí".

Los 10 bebés también tenían cuerpos inusualmente pequeños y tendían a tener párpados caídos. Por lo general, sus narices estaban hacia arriba y sus mandíbulas inferiores a menudo eran de tamaño insuficiente, dijeron los investigadores. Sus pies apuntaban hacia abajo y hacia adentro, y dos de sus dedos medios estaban palmeados. Los bebés varones tenían irregularidades genitales. Algunos tenían problemas para alimentarse y sus pulgares no estaban completamente formados.

 

Comentarios

Para ver los comentarios de sus colegas o para expresar su opinión debe ingresar con su cuenta de IntraMed.

AAIP RNBD
Términos y condiciones de uso | Política de privacidad | Todos los derechos reservados | Copyright 1997-2024